Uno de los lugares más mágicos dentro de este país que es realmente mágico se encuentra cerca de la provincia de Denizli. Se llama Pamukkale y para que se puedan dar cuenta de su grandiosidad imaginen una gran formación geológica de gran hermosura y belleza y con un color blanco muy característico. No parece nieve ya que su aspecto es más como algodón. Este color blanco se debe a la presencia masiva de calcio porque hay una serie de aguas termales que hace que el calcio se deposite de esta manera tan curiosa.

castillo-algodon.jpg

Es una zona que significa castillo de algodón dado que su parecido es más que razonable con el del algodón y sencillamente sensacional para visitar. Los turistas están encantados con poder estar en la zona ya que pueden disfrutar de las típicas estalactitas y las estalagmitas que hace un disfrute la visita de este lugar. A lo largo de los años este castillo de algodón se ha vuestro muy popular entre los turistas que desean ver algo diferente a templos y demás ya que en esta ocasión nos encontramos con una formación natural y eso tiene mucho valor.

En la fotografía y con lo que les comento ya se pueden hacer una idea de que esta zona es realmente curiosa de ver ya que supone visitar algo diferente a lo que siempre venimos visitando en Turquía. Además las aguas de la zona son muy populares ya que según cuentan son aguas curativas y nunca vienen mal este tipo de aguas para dolencias.

Es un lugar como pueden ver muy especial y además es ideal para los turistas que les guste la naturaleza, lo curioso y el tema de las aguas supuestamente curativas. Este lugar lo tiene todo para poder hacer una visita y además llevarse un buen recuerdo de ella.