Hace unos días Turquía y Armenia firmaron un acuerdo de lo más interesante, sobre todo porque este acuerdo permitirá abrir nuevamente la frontera común y además dejar de lado las hostilidades que ambos países han tenido a lo largo de muchos años. Es una situación realmente positiva, porque la historia vivida entre estos dos países debe dejarse a un lado y fomentar las relaciones institucionales y por supuesto la diplomacia. Es un paso positivo para que las relaciones entre ambos países nuevamente crezcan.

acuerdo.jpg

Es una buena estrategia, porque además de mejorar las relaciones entre ambos países, Armenia podrá dejar de estar aislada y Turquía por su parte está ganando puntos para llegar a la Unión Europea, dejando un problema muy importante con Armenia. Dejando de lado el país que pueda tener razón acerca de lo que pasó hace casi 100 años, lo importante es saber dejar a un lado todo lo que pasó hace tanto tiempo y que ni los actuales dirigentes de Turquía ni los armenios vivieron y no tenía sentido seguir así.

Es paz entre Turquía y Armenia es muy positiva por ambos bandos y hace que temas históricos queden atrás y se puedan curar viejas heridas, porque no merece la pena vivir en conflicto con los vecinos, en este caso Armenia, que estaba totalmente aislada. Cada uno puede ver este acuerdo de una manera, pero siempre es mejor dejar de lado las hostilidades y las no relaciones, que llevarse bien con el país vecino y saber olvidar hechos históricos, que sucedieron, aunque hace muchos años.

Foto|Elpais